KXIP vs KKR Live Score

Pero, al ver que la ola de indignación era mayor de lo que se podía imaginar, finalmente ha pedido unas disculpas claras: "Pido disculpas a Valerie Jarret y a todos los americanos". Sin embargo, desde la ABC ya han tomado una decisión, calificando incluso su mensaje como "repugnante": "La frase de Roseanne en Twitter es aborrecible, repugnante y contraria a nuestros valores, así que hemos decidido cancelar la serie", han declarado a través de un comunicado.

La serie original, considerada uno de los mejores sitcoms de la historia, fue transmitida por nueve años entre 1988 y 1997, y su resurgimiento obtuvo un gran éxito.

Minutos más tarde, amplió su disculpa y dijo que lamentaba mucho haber hecho "una mala broma sobre política y su aspecto". "Lo siento. Mi chiste fue de mal gusto", antes de anunciar que abandonaba la red social tras la avalancha de críticas y comentarios en su contra. "Si la hermandad de musulmanes y el planeta de los simios tuvieran un bebé, sería VJ", dijo en alusión a Jarrett, de piel oscura y nacida en Irán.

Barr regresó a la televisión y su nombre fue muy comentado no solo por su participación en la serie sino también por su apoyo abierto al presidente Donald Trump, algo poco común entre los actores de Estados Unidos.

Salah no es comparable con Messi ni Cristiano — Sergio Ramos
Sin embargo, Salah se llevó la peor parte, ya que su brazo izquierdo quedó engachado con el cuerpo de Ramos , que le cayó encima. Salah se retiró del partido llorando, y fue consolado por propios y extraños, entre ellos, Cristiano Ronaldo .

Valerie Jarrett fue, durante años, objetivo de crítica desde el ala conservadora política estadounidense y sobre todo fanáticos de Donald Trump, como la propia Roseanne Barr. (Leer Serie "Roseanne", cancelada tras tuit racista de protagonista contra exasesora de Obama).

Apenas el lunes, Barr atacó a Chelsea Clinton al referirse a su matrimonio con un judío, y al asegurar que su nombre era "Chelsea Soros Clinton", en referencia al multimillonario George Soros, quien apoya las causas progresistas en el mundo.

"Estos comentarios son horribles y no reflejan en absoluto las opiniones del resto del reparto, del equipo técnico y de toda la gente que está asociada a nuestro programa". Antes del anuncio, una de las productoras, Wanda Skyles, y la actriz Sara Gilbert, que hace de la hija de Barr, anunciaron su salida del programa. El programa se repuso el 27 de marzo y alcanzó un éxito instantáneo atrayendo en el primer episodio a más de 18 millones espectadores.

Roseanne Barr ha desarrollado su carrra profesional llena de controversias, desde la infame burla al himno nacioanl de Estados Unidos en 1990 hasta varios tweets que ha publicado desde su cuenta personal a lo largo del tiempo.


COMMENTS