La crisis que enfrenta el gobierno de la primera ministra de Reino Unido, Theresa May, se profundizó significativamente este lunes cuando uno de los miembros más altos de su gabinete, el ministro de Relaciones Exteriores, renunció.

Esta es la segunda renuncia en menos de dos días, luego de que el ministro británico para el Brexit, David Davis, también anunciara su dimisión ante la decisión de May de mantener vínculos económicos fuertes con la Unión Europea tras abandonar el bloque en la firma del Brexit.

El ya ex ministro de Exteriores británico, Boris Johnson, afirmó hoy en una carta para explicar los motivos que le han llevado a dimitir que el proceso del "brexit", tal como él esperaba que se desarrollara, es un "sueño" que se está "muriendo".

El despacho de la primera ministra Theresa May anunció que May había aceptado la renuncia y que pronto designará a un remplazo, informó AP.

Suman 19 muertos por explosiones en polvorín de Tultepec
En el rescate participaron 300 elementos, 120 unidades y un helicóptero del Grupo Relámpago de la Secretaría de Seguridad Estatal. El diario Reforma informó que la explosión está controlada y que fueron consumidos al menos cuatro talleres de pirotecnia .

El nombramiento de Johnson en 2016 causó enorme sorpresa porque existía el sentimiento de que el exalcalde de Londres aspiraba al puesto de May e iba a esperar al mejor momento para conseguirlo, y fue percibido en Bruselas como una bofetada, porque fue el principal líder de la campaña de salida de la UE.

El ministro para el "brexit", David Davis, dimitió este domingo debido a que estaba en desacuerdo con el plan de la jefa del Gobierno, consensuado el viernes con los ministros, para la futura relación bilateral con la UE, que contempla la creación de un mercado común de bienes con una armonización normativa y aduanera, algo que ha soliviantado a los euroescépticos. El hasta hora responsable británico de las negociaciones con Bruselas argumentó que el plan de la primera ministra "concede demasiado y de forma demasiado sencilla" a los socios comunitarios.

Boris Johnson en una imagen de junio de 2018. "La primera ministra no puede gestionar el Brexit y no le queda ninguna autoridad". "El Gobierno de Theresa May está en un completo colapso", dijo Tom Watson, vicepresidente del opositor Partido Laborista. Sobre Johnson reconoció su "pasión" a la hora de "promover un Reino Unido global en el mundo ante la salida de la Unión Europea". "El país está paralizado con un gobierno dividido y caótico".

Los políticos de la oposición aprovecharon rápidamente los problemas de May.


COMMENTS