Las obras en la calle Méndez Núñez, a punto de comenzar

Los trabajos, definidos en un proceso de participación vecinal, durarán ocho meses y se desarrollarán entre la calle Santa Rosalía y la Rambla de Santa Cruz

La Junta Gobierno de Santa Cruz de Tenerife aprobó hoy la propuesta de adjudicación del contrato del proyecto de remodelación de la calle Méndez Núñez, cuyas obras podrán comenzar en las próximas semanas, con ocho meses de duración. La intervención se realizará entre la calle Santa Rosalía y la Rambla de Santa Cruz y ha contado con un amplio proceso de participación vecinal que ha permitido definir los trabajos a realizar.

Con un presupuesto base que asciende a 1.795.310,60 euros, los trabajos permitirán reponer tanto el firme de la calzada como las aceras. El proyecto, que se ha debatido meses con las personas interesadas –vecinos, empresarios y entidades de toda índole–, mantendrá los dos carriles de circulación que existen en la actualidad y prevé una ampliación de las aceras entre 2,25 y 3,7 metros. Además, la mejora contará con la instalación de nuevos alcorques con especies vegetales de medio porte, acordes con el espacio disponible, y presentará un mobiliario urbano renovado.

El sexto teniente de alcalde y concejal de Infraestructuras, José Alberto Díaz Estébanez, explica que “uno de los compromisos adquiridos durante el proceso de participación ciudadana fue comenzar las obras después de la campaña navideña para interferir lo menos posible en la actividad comercial de la zona durante este periodo tan importante”.

Estos trabajos permitirán, como indica el edil, “la reposición y mejora de las redes de abastecimiento de agua potable, recogida de aguas pluviales y saneamiento, además de la ubicación de nueva señalización, semáforos y luminarias con leds de bajo consumo, mucho más eficientes y sostenibles”.

 

Además de la reposición de los servicios, del asfaltado y de la pavimentación, la obra permitirá la ubicación de contenedores soterrados que faciliten la recogida de residuos sólidos urbanos, y la infraestructura de telecomunicaciones, riego y distribución de baja y media tensión.

 

Díaz-Estébanez remarca “el alto grado de consenso que hemos conseguido con los vecinos y comerciantes para acometer las obras, que conllevarán medidas para paliar las interferencias en el normal funcionamiento de la vía y minimizar las molestias a vecinos y empresarios”.

Dejar un comentario

No publicaremos tu e-mail.