Viotti y Clerici, protagonistas de la Sinfónica de Tenerife en un concierto de Vanguardia

» La joven promesa de la dirección Lorenzo Viotti dirige un concierto con obras de Rajmáninov, Casella y Stravinski

» Umberto Clerici, gran apuesta de la OST con el ‘Concierto para violonchelo y orquesta, op. 58’ de Casella


Lorenzo Viotti. Foto: Cedida.
Lorenzo Viotti. Foto: Cedida.

El Cabildo de Tenerife, a través de la Orquesta Sinfónica de Tenerife (OST), ofrece este viernes 5, a partir de las 20:30 horas, el undécimo concierto de abono con autores vanguardistas que, aun así, siguieron caminos muy distintos entre ellos. De Sergéi Rajmáninov se interpretará por primera vez por esta orquesta The isle of the dead, op. 29, así como la popular suite Petrushka de Ígor Stravinski y, de la mano del violonchelista Umberto Clerici, se podrá escuchar una célebre obra de Alfredo Casella, el Concierto para violonchelo y orquesta, op. 58, también estreno para la OST. Todo bajo la batuta de una de las jóvenes promesas de la dirección internacional, el suizo Lorenzo Viotti.

The isle of the dead, op. 29, de Sergéi Rajmáninov (1873-1943), estreno de la OST, es una partitura que resume la necesidad de Rajmáninov por narrar historias y transmitir emociones, que se apoya en la contemplación de una de las pinturas más interesantes del artista suizo Arnold Böcklin. Un paisaje y una escena que reflejan un trasfondo simbólico: un planteamiento que sigue la estela dibujada por el Romanticismo alemán, por la que el creador se confesaba sublimado ante la majestuosidad de la naturaleza. Pero, a la vez, la historia nos remite al mito de Caronte, que en su barca trasladaba los muertos por la Laguna Estigia hasta el Hades. El lúgubre comienzo detalla el paisaje que se muestra ante el barquero.

Otro estreno de la Sinfónica es el Concierto para violonchelo y orquesta, op. 58, de Alfredo Casella (1883-1947), interpretado por Umberto Clerici. No carente de un cierto conservadurismo formal, la obra de Casella se abrió hueco en el panorama internacional de entreguerras al atreverse a explorar lenguajes vanguardistas. Fue uno de los mejores difusores de Schönberg, Bartók, Hindemith o Stravinsky, e incluso se le considera precursor del Neoclasicismo. La partitura adopta la estructura clásico-romántica de concierto, aunque su diseño discursivo responde a la tradición barroca del concerto grosso.

Cierra el programa la suite Petrushka (versión 1947), de Ígor Stravinski (1882-1971), la obra más célebre de la jornada. El ballet ofrece un relato fantástico en el que tres marionetas de un teatrillo ambulante cobran vida y experimentan la condición de sentir. Petrushka es el títere protagonista, un bufón que hace las delicias de todos los que disfrutan de sus venturas y desventuras, pero en su interior alberga deseos y frustraciones que solo serán desatadas al tomar vida. Como ya había reivindicado con su primer ballet y terminaría sentenciando con La consagración de la primavera, la música de Stravinski abandona todo servilismo para constituirse en el elemento principal sobre el que giran el resto de agentes.

Pueden adquirir las entradas en taquilla de 10.00 a 19.30 horas de forma ininterrumpida de lunes a sábado y desde dos horas antes de cada función, además que por internet a través de www.auditoriodetenerife.com o por teléfono en el 902 317 327.

Lorenzo Viotti, director

Nacido en Lausana, en una familia de músicos franco-italiana, estudió piano, canto y percusión en Lyon antes de trasladarse a Viena para especializarse como percusionista y estudiar dirección de orquesta con el profesor Georg Mark en el Conservatorio de Viena. Durante su estancia en Viena tuvo la oportunidad de ampliar su experiencia como percusionista, actuando en la Wiener Philharmoniker.

Después de ganar el concurso de Leipzig debutó con la MDR Sinfonieorchester en marzo 2014 dirigiendo La Sinfonía nº. 10 de Dmitri Shostakóvich y recibiendo numerosas invitaciones de diferentes orquestas al tiempo que proseguía sus estudios de dirección con Nicolás Pasquet en la Escuela Superior de Música Franz Liszt de Weimar.

Ha sido solicitado por diferentes orquestas como la Orquesta Sinfónica de Tenerife, BBC Philharmonic de Mánchester, Royal Liverpool Philharmonic, Orchestre National de France y Orchestre National de Lille. Ha dirigido también la Tokyo Philharmonic Orchestra y Osaka Philharmonic Orchestra,   Gewandhaus Orchester de Leipzig, Bamberger Symphoniker, Bremer Philharmoniker, Münchner Rundfunkorchester, Orchestre de Chambre de Lausanne y la Rotterdams Philharmonisch Orkest. A principios del año pasado debutó con la Orquesta Sinfónica de Galicia en La Coruña y posteriormente con la Orquestra Simfònica de Barcelona i Nacional de Catalunya. A finales de ese mismo mes dirigió tres conciertos con la Orquesta del Het Concertgebouw de Ámsterdam.

El triunfo obtenido con la dirección de la ópera La belle Hélène (Offenbach, 2015) en el Théâtre du Châtelet de París, se repitió con La cambiale di matrimonio (Rossini, 2015) en el Teatro La Fenice de Venecia. Así mismo, también, dirigió funciones de la ópera Carmen (Bizet) en Klagenfurt.

Umberto Clerici, solista

Comenzó sus estudios de violonchelo con cinco años en el Conservatorio Statale di Musica Giuseppe Verdi, Turín, Italia. Consiguió dominar el instrumento con Mario Brunello y David Géringas, que le abrieron nuevas dimensiones musicales de fantasía y rigor. Al ganar, con diecinueve años, el concurso de Orquestas Regionales Italianas, comenzaría su andadura como solista. A este le siguieron otros premios internacionales como el Concurso internacional de violonchelo Antonio Janigro de Zagreb y el Concurso Internacional Chaikovski de Moscú. También mantiene viva su faceta de  músico de cámara y profesor, descubriendo que éstas le reportan aún más satisfacción que la pura interpretación.

Como solista ha actuado en todo el mundo junto a orquestas como la  Orquesta Filarmónica de San Petersburgo, Moscow State Symphony Orchestra, Wiener Philharmoniker, Zagrebačka filharmonija y las Orquestas de Roma, Milán y Florencia. Ha ofrecido conciertos en prestigiosas salas como el Carnegie Hall, la Musikverein de Viena, el Great Shostakóvich Hall de San Petersburgo y en el Auditorium Parco della Musica de Roma. También interpretó las Variaciones sobre un tema rococó (Chaikovski) con la Orquesta del Teatro Regio de Turín, bajo la batuta de Valeri Abisálovich Guérguiev.

Se incorporó al Trio di Torino (2001) pero, deseando explorar el repertorio orquestal y experimentar la interpretación en una agrupación musical de mayor tamaño, optó por tocar en una orquesta como violonchelista principal, con la Filarmónica Toscanini de Lorin Maazel. Posteriormente, fue durante cuatro años violonchelista principal de la Orquesta del Teatro Regio di Torino.

Fue nombrado violonchelista principal de la Sydney Symphony Orchestra y profesor de violonchelo de la Universidad de Sídney. Debutará como solista en dicha orquesta durante este año con su proyecto interdisciplinar en torno al Don Quijote de Strauss.

Dejar un comentario

No publicaremos tu e-mail.